terapia-de-pareja

Terapia de pareja y familia

¿Qué es?

Con las parejas y familias que llegan a nuestro gabinete abordamos distintas dificultades de relación que acusan sus miembros. La comunicación es el tema estrella, aunque no es lo único. El espacio terapéutico facilita mirar juntos como pareja o familia las dinámicas relacionales en las que nos enganchamos, las diferentes crisis por las que se atraviesa, asignaturas pendientes y no resueltas, conflictos –explícitos o implícitos- en los que nos atascamos… Realidades en la relación con las personas más significativas que, en definitiva, nos hacen sufrir.

¿A quiénes va dirigida?

La terapia de pareja va dirigida a personas que viven dificultad en su relación. Nos encontramos con frecuencia parejas que, en cualquiera de las etapas evolutivas, experimentan conflictividad debida a una variada gama de:

  • Necesidades insatisfechas (de comunicación, tanto en la escucha como en la expresión; afectivas, de valoración, sexuales).
  • Desacuerdos o falta de consenso sobre: la educación de los hijos, la distribución de tareas y responsabilidades, la relación con las respectivas familias de origen, la vida laboral y su impacto en la relación, el uso del tiempo libre…
  • Diferencia de género, culturales, evolutivas …
  • Viejos conflictos no cerrados.
  • Situaciones de separación, ya sea explícita, formulada, planteada  o implícita.

La terapia de familia va dirigida a los distintos miembros del grupo familiar que están viviendo una disfunción, bien en uno de ellos o en todo el grupo. Motivos de consulta frecuentes son:

  • Niños o adolescentes que presentan síntomas como: trastornos de la alimentación, falta de adaptación escolar, fracaso escolar, problemas de conducta (agresividad, consumo de sustancias, no aceptación de límites, falta de asunción de sus responsabilidades…), depresión, ansiedad, trastornos del sueño…
  • Familias separadas, reconstituidas, monoparentales, adoptivas, con dificultad para adaptarse a las nuevas circunstancias.
  • Familias que están viviendo como algo problemático la independización de los hijos.
  • Familias atascadas en la elaboración de la pérdida de alguno de sus miembros.

Metodología

A través de la terapia de familia o de pareja buscamos que las relaciones sean lo menos dolorosas y lo más satisfactorias posible. Para ello utilizamos nuestras dos grandes herramientas: la humanista, que implica una profunda confianza en la persona, en su capacidad de crecimiento y de construir, a través de sus recursos, relaciones más auténticas y funcionales; y la sistémica, que trabaja a fondo las relaciones, tratando de que cada uno se haga consciente de su parte de responsabilidad en lo que no funciona y fomentando las capacidades ya existentes.
 Son sesiones semanales o quincenales, según la necesidad de cada familia o pareja y la conveniencia de cara al proceso terapéutico. La duración de la terapia es de entorno a una hora. Según se vea oportuno habrá un terapeuta o dos.
Los encuentros, según la necesidad y el momento del proceso, serán conjuntos, individuales o, en el caso de la familia, con los diferentes subsistemas (padres, hermanos, etc.).

Psicólogos THuS

c/ Alcalde Sáinz de Baranda, 63  1ºC. (zona Retiro) Madrid.

Déjanos aquí tu consulta

Nombre:

Teléfono:

Correo electrónico:

¿En que podemos ayudarte?

Cuenta con nosotros, llámanos.  915746890